Causas de la sensibilidad dental

Causas de la sensibilidad

Causas de la sensibilidad

¿Qué causa la sensibilidad dental?

La hipersensibilidad de la dentina, o sensibilidad dental, es un problema dental común. Es una afección que puede desarrollarse con el tiempo, como resultado de problemas comunes, como la retracción de encías o el desgaste del esmalte. La mayoría de los casos se dan entre los 20 y los 50 años. La sensibilidad dental puede aparecer cuando la parte interna más blanda de los dientes, denominada dentina, queda expuesta. La dentina se encuentra bajo el esmalte y las encías.

Miles de canales microscópicos recorren la dentina hasta el centro del diente. Una vez que la dentina queda expuesta, los desencadenantes externos (como los alimentos o bebidas frías, calientes, ácidas o dulces) pueden estimular los nervios dentro del diente, lo que provoca ese característico corrientazo breve y agudo de la sensibilidad dental.

 

Partes del diente

Sólo un odontólogo puede confirmarte que tienes sensibilidad dental. Si sufres problemas dentales, consulta siempre a tu odontólogo. Si padeces sensibilidad dental puedes ayudar a minimizar la exposición de la dentina, cuidar tus dientes sensibles y aliviar los molestos síntomas realizando algunos cambios sencillos en tu rutina diaria de higiene bucal y en tus hábitos alimenticios.

En esta sección, describiremos algunas de las principales causas de la sensibilidad.

  • El desgaste del esmalte debido, por ejemplo, a rechinar/apretar los dientes o a un cepillado demasiado frecuente
  • La retracción de encías, por ejemplo, por la enfermedad de las encías o un cepillado muy fuerte.

Sobre Sensibilidad